martes, 22 de mayo de 2018

DELIA SÁNCHEZ NOS CUENTA SU VIAJE A LA FERIA DEL CABALLO EN JEREZ


La persona que por primera vez asiste a la Feria del Caballo de Jerez, es seguro 
que repite; yo soy una de ellas. En el vuelo de Madrid a Jerez coincidí con un grupo
de Irún que asisten hace siete años. Y en la televisión de Jerez entrevistaban 
a un grupo de asturianos que repiten hace años.
Repito lo de la primera vez: La feria del Caballo de Jerez, es diversión y
caballos de pura raza. La nobleza de los ejemplares que se pueden admirar
durante su celebración la ha hecho famosa internacionalmente. Por el día
el parque González Hontoria, se llena de cientos de jinetes, amazonas y
carruajes que pasean por las calles del recinto ferial en un majestuoso 
espectáculo digno de contemplar. En este espacio se colocan las casetas
(más de doscientas) de las hermandades y peñas, cuya decoración gira 
alrededor de una temática diferente cada año. En su interior se toma
vino, se degustan los productos de la tierra y se bailan sevillanas hasta altas 
horas de la madrugada; en un ambiente de alegría y diversión increíble 
que parece trasformar el parque en un tablao flamenco. Lo que más me 
impactó fue el alumbrado, (más de un millón de puntos de luz) es de una
belleza increíble, hermoso, deslumbrante.
La ciudad se viste de fiesta para disfrutar de todo su esplendor. En el parque
González Hontoria se puede pasear y contemplar tranquilamente el Real 
tanto en el encanto del día como la magia de la noche sin soportar el 
bullicio y el empujón. Los días que se reúnen con amigos y familiares, las
mujeres se visten de gala, o con sus trajes de gitana. Los caballeros 
no menos elegantes, y con un clavel en la solapa.
En este ambiente y en compañía de buenos amigos jerezanos, es disfrutar
al máximo. Y, ¿si añadimos el rebujito y un paseo en coche de caballos? 
De todo lo mencionado he podido disfrutar, al ser una afortunada por
tener unos amigos pendientes de hacerme la estancia lo más agradable 
posible. Una vez más mi amiga Macuchi me ha preparado otro traje de 
flamenca, lo que ayuda a integrarme en su ambiente y sentirme una jerezana 
más.
El esplendor y la alegría de la Feria, y las atenciones y el cariño que me han
dedicado mis buenos amigos, han sido para mí muy reconfortantes,
por los  momentos penosos que estoy pasando. Gracias amigos.
Terminada la Feria seguí unos días más en casa de mi amiga Chelo, asturiana, 
pero afincada en Jerez; por motivos de salud lleva largo tiempo sin salir a la 
calle y en silla de ruedas, pero en estos días se animó y ha salido a dar 
un paseo y hemos almorzado en un restaurante. Espero querida amiga 
que no decaiga el ánimo para salir y disfrutar por las calles de Jerez. 
Tu fiel Pepa, maneja muy bien la silla y encantada por ello.
Gracias a todos mis buenos amigos por estos días vividos en vuestra grata 
compañía.
              Delia Sánchez

Oviedo – mayo 2018
GALERÍA DE FOTOS DE LA AUTORA


MI GUAPA NIÑA DE DOCE AÑOS







VARIAS CASETAS



ENTRE UNA HERMOSA Y ALEGRE PAREJA

EL REBUJITO EN TODO MOMENTO

DISFRUTE TOTAL DE LA FERIA


BROCHE FINA, UN PASEO EN COCHE DE CABALLOS POR EL FERIAL









martes, 24 de abril de 2018

"RECORDANDO A MI PUEBLO: SELVIELLA. Artículo de DELIA SÁNCHEZ

EL HERMOSO PUEBLO DE SELVIELLA
Al llegar a la tercera juventud, y recordar las vivencias de la primera, junto a las de
la infancia, te hacen revivir momentos transcendentales, memorables, y esto es 
lo que siento al estar en mi querido pueblo, Selviella. Y el pueblo de hoy no es el
mismo en el que yo he vivido. El de hoy, disfruta de todos los avances y 
el coche en la entrada de cada vivienda. En el que yo he vivido eran caleyes, 
hoy todas éstas están asfaltadas. En el vivir de cada día: las faenas del campo,
la siembra y cosecha, (hoy solo hay dos familias que se dedican a ello). 
Ir al “busco” de castañes antes de entrar en la escuela, llindiar las vacas, 
ir a por agua a la fuente y traerla con el cubo en la cabeza: ¡cómo me gustaría
tener fotos de estos momentos! ¡Ah, y en invierno con madreñes! Éstas eran
de lo más práctico; y los domingos, bien lavaditas para pasear por la 
carretera y cómo también en la carretera jugábamos al cascayo y al corro la 
patata... En el mes de mayo, deseando terminar la faena para ir a la capilla
para rezar el Rosario y cantar “Con flores a María, que Madre Nuestra es". 
En el verano todos los días el final del trabajo tenía su recompensa: ir a bailar
al son del “picú” en el patio del bar del tío Manolo. En la memoria están:
“En er mundo”; “Pasodoble te quiero”; “España Cañí”; “Quizás, quizás, 
quizás”... ¿Cómo olvidar estos maravillosos momentos? ¿Y el de las esfoyazas?
En el invierno, otro aliciente consistía en reunirse por las noches en casa 
de uno de los vecinos, lo que llamábamos, “ir a la fila”. Lo que hoy sería las
tertulias en tele o radio. Y si tenían aparato de radio, aun mejor. Uno de esos
días se oyó la canción, “Mi ovejita Lucera”: ¡silencio absoluto en el grupo! 
Seguía la canción, "Me gusta cuando bala la ovejita, beeee...y cuando le 
contesta el corderito, baaaa..."
Otro de los placeres era saborear la variedad de fruta cogida directamente
del árbol. En el cerezal, colgada como una ardilla, cereza al cesto, cereza a 
la boca, cereza al cesto….
Las romerías: las romerías eran la más grande diversión, pues disfrutábamos 
de ellas los de todas las edades. El 25 de julio, festividad de Santiago, era la
que se celebra en  Selviella, y la segunda más importante del concejo. 
Por la tarde se celebraba en lo que hoy es el Área Recreativa de Vigonzález. 
En mi casa la celebración de la Misa la disfrutábamos doblemente, porque
los músicos de la orquesta para ir al coro de la capilla tenían que entrar por 
nuestra casa y en toda ella se seguía la celebración.
Fueron años de grandes carencias, pero no de las afectivas; añadidas a 
la de los padres y familia estaban las del todo el pueblo, unidos en todo y
para todo. Motivo para que las vivencias fueran hermosas, que sí lo 
fueron, y perduran gratamente en mi memoria.


Hoy, mi pueblo, aún es más hermoso; con abastecimiento de aguas,
saneamiento y alcantarillado, Escuela de Pesca, Alojamientos Turísticos en la
antigua Central Hidroeléctrica, El Área Recreativa las Llavanderas a la orilla 
del río, en la que se encuentra la escala salmonera, el Banzau, donde en
invierno se puede admirar la lucha del salmón por remontar aguas arriba el 
río Pigueña. Sus aguas cristalinas son una delicia para el baño en el verano.
En el año 1963 se inauguró la nueva Central Hidroélectrica, única en España, 
el estar excavada en roca viva a 385 metros de longitud montaña adentro. 
Destacan en su fachada dos relieves de Vaquero Palacios.
Selviella fue en un tiempo un poquito más que pueblo, fue la capital de Miranda 
la Baja hasta 1842 que pasa al ayuntamiento de Belmonte. Actualmente
perduran los topónimos de aquella época: La Plaza; la antigua cárcel (hoy
vivienda de mis primos); la Plaza el Mercau; la Plaza el Sol, entre otros.
En el año 2006 se celebra la inauguración del asfaltado y saneamiento, 
al que asisten el alcalde de Belmonte, Roberto Pérez; José Manuel Fdez., 
concejal de Cultura y Turismo; Mª Jesé Ramos, Consejera de la Presidencia
y Valentín Ruíz, Director General de Administración Local.
Para este evento, el concejal de Cultura y Turismo, José Manuel Fdez., 
vecino de Selviella, deseó hacer honor a una maestra, Doña Demetria 
Costillas Gil-Negrete, que estuvo en el pueblo 25 años y que dejó huella.
Tanto que pasados más de 50 años estaba presente en todos nosotros una
hermosa poesía dedicada por ella a Selviella, que está en una placa en la nueva 
escuela. En este momento era necesario la asistencia de algún familiar y
localicé a su sobrina, Rosario Costillas, que asistió con su hija y un amigo, 
Samuel Rubio. El agradecimiento de Rosario Costillas me lo repitió hasta 
que murió, hace dos años. Todo el grupo hicimos un recorrido por el pueblo 
para finalizar con una comida campestre en el Área Recreativa Las Llavanderas.
Doña Demetria fue mi primera maestra, la que marcó mi vida. Mi casa estaba 
bajo el mismo techo que la vivienda de la maestra y la escuela. Nuestras 
cocinas se comunicaban; todos mis llantos y mis risas llegaban a ella. Yo era
muy niña cuando se fue, pero seguimos en contacto hasta el final de sus días. 
Con mi marido estuve unos días en su casa en Aranjuez y recuerdo con 
qué orgullo nos presentaba a sus amistades. Al final de las fotografías de mi 
querido pueblo, están las de ella, otra con sus últimos alumnos y la bella poesía a Selviella.

 GALERÍA DE FOTOS DE LA AUTORA


LA CASA DONDE NACIÓ LA AUTORA, LA CAPILLA DONDE SE CASÓ, LA VIVIENDA DE LA MAESTRA Y LA ESCUELA

CASA DE LOS ABUELOS MATERNOS (hoy ocupada por una nieta)

CALEA EL PRINGRE
EL HUERTO ENTRE LAS DOS VIVIENDAS DE MI HERMANA
PLAZA, CAPILLA DE SANTIAGO, ANTIGUA MANTEQUERÍA, ESCUELA Y BOLERA















CASA DE MIS ABUELOS PATERNOS (HOY DE SU  NIETA)

LA PLAZA

ENTRADA A LA CASA DE MIS ABUELOS PATERNOS
PLACA EN LA CASA SIGUIENTE (LA ANTIGUA CÁRCEL)
LA ANTIGUA CÁRCEL


MIS AMIGAS EN EL PUEBLO
MIS AMIGAS PASEANDO POR EL PUEBLO
LA FUENTE
MIS MIGAS DISFRUTANDO DE SU EXCELENTE AGUA


PALACETE QUE FUE DE LA FAMILIA VALDÉS
PALACETE QUE FUE DE LA FAMILIA VALDÉS
NUEVA CAPILLA

HERMOSA IMAGEN





EL MÍTICO PINO Y LAS OVEJAS DE MARIO
BELLA IMAGEN
RESTAURANTE "EL PARADOR"


EL PUENTE SOBRE EL RÍO PIGUEÑA (mis amigos disfrutando de las bellezas de mi pueblo)

APARTAMENTO CENTRAL CLUB
RELIEVES DE VAQUERO PALACIOS EN LA NUEVA CENTRAL HIDROELÉCTRICA

NIÑOS JUGUETONES
ÁREA RECREATIVA "LAS LLAVANDERAS"



DE NUEVO CON MIS AMIGAS EN EL RESTAURANTE "EL PARADOR"
EL PLACER DE COMPARTIR UNA COMIDA CON LOS AMIGOS
EL BANZAU
JUVENTUD PERDIDA
HOY APARTAMENTOS RURALES CENTRAL BLUB
FELICES AÑOS
ALEGRE TRÍO

UNA DE ELLAS YA NO ESTÁ. ¡NO TE OLVIDAMOS QUERIDA PRIMA!


EL CONCEJAL DE CULTURA Y TURISMO, J.MANUEL FDEZ., ENTREGA LA MEDALLA DEL AYUNTAMIENTO DE BELMONTE A ROSARIO COSTILLAS
SOBRINAS DE DOÑA DEMETRIA JUNTO A LA PLACA CON LA POESÍA DE SU TÍA, DEDICADA A SELVIELLA
DISCURSO DEL ALCALDE DE BELMONTE, ROBERTO PÉREZ EN LA INAUGURACIÓN DEL ASFALTADO Y SANEAMIENTO.  (JOSÉ MANUEL FERNÁNDEZ, MARÍA JOSÉ RAMOS, CONSEJERA DE LA PRESIDENCIA, Y EL DIRECTOR GENERAL DE ADMINISTRACIÓN LOCAL,  VALENTÍN RUIZ)


RECORRIDO POR EL PUEBLO CON LAS AUTORIDADES
VALENTÍN RUIZ, MARÍA JOSÉ RAMOS, ROSARIO COSTILLAS Y SU HIJA Y ROBERTO PÉREZ

BROCHE FINAL CON UNA COMIDA CAMPESTRE EN ÁREA RECREATIVA "LAS LLAVANDERAS"


LA SIDRA NO PUEDE FALTAR EN NINGÚN FESTÍN
ROSARIO COSTILLAS, SU HIJA Y SAMUEL RUBIO FELICITANDO A LA COCINERA, OLGA RODRÍGUEZ
DOÑA DEMETRIA COSTILLAS
DOÑA DEMETRIA COSTILLAS
DOÑA DEMETRIA CON SUS ÚLTIMOS ALUMNOS